¿Cómo motivarte?

Seguro que te has hecho esta pregunta.

Yo también.

¿Cómo motivarte para hacer ejercicio?

¿Cómo motivarte para perder peso?

...¿O cómo motivarte para hacer trabajar más?

Porque motivado conseguirías cualquier cosa en la vida.

¿Cierto?


Cómo motivarte, la respuesta

Pues resulta que puedes motivarte de forma espectacular siguiendo estos sencillos consejos...

Pero primero tienes que saber esto.

Existe mucha teoría sobre la motivación.

Pero te mostraré las 10 mejores formas de motivarte...

Simplemente ¡elige el método que mejor se adapte a ti!


Esta guía también incluye muchos:

• Ejemplos de la vida real para saber cómo motivarte

• Ejercicios de motivación fáciles de seguir

• Estrategias avanzadas para motivarte

• Cómo motivarte para trabajar en tu gran sueño

• Y mucho, mucho más...


Así que si quieres tener GRANDES resultados en tu trabajo y en tu vida personal te encantará esta GUÍA COMPLETA.

Y no, no necesitas un discurso de motivación, ni palabras motivadoras...

¡Es mucho más fácil que eso!

Vamos a ello.


Tabla de contenidos

PARTE 1: CÓMO MOTIVARTE RÁPIDAMENTE

1. Cómo motivarte para hacer ejercicio

2. Cómo motivarte para perder peso (la "solución minimalista")

3. Cómo motivarte de por vida


PARTE 2: LAS TRAMPAS QUE DEBES EVITAR PARA MOTIVARTE

4. La motivación para trabajar (como todo el mundo la entiende) es una trampa

5. Todo está preparado para que te retires dependiendo de los demás

6. Tu lista de trucos para pensar como Einstein


PARTE 3: 3 TRUCOS DE MOTIVACIÓN PARA POTENCIAR TUS RESULTADOS

7. Cómo motivarte con buenos hábitos

8. Mira a largo plazo como el mejor estratega del mundo

9. Cómo tener un poder infinito

10. UN ÚLTIMO CONSEJO: El zen de la lectura

CONCLUSIÓN

Así que, si quieres saber cómo motivarte te encantará la guía de hoy.

Comencemos.



PARTE 1:

CÓMO MOTIVARTE RÁPIDAMENTE

1. Cómo motivarte para hacer ejercicio

Vamos al grano. Una de las motivaciones más importantes que necesitas es para hacer ejercicio.

Y aquí está la solución.

Póntelo fácil.

No vas a batir un récord. Simplemente ponte tu ropa de deporte y camina sólo un kilómetro. Créeme, después de algunos días haciéndolo, necesitarás tu sesion de entrenamiento.

Tu motivación será salir a caminar o a correr en lugar de quedarte en el sofá.

Y otra cosa que te mantendrá motivado para hacer ejercicio…

Lleva un diario.

Es fácil. Simplemente por una marca tu calendario los días que hagas ejercicio. Fácil, fácil, fácil. Será un placer repasar los días que has hecho ejercicio. Esta es la verdadera motivación.

Y en caso de que necesites un último empujón, haz ejercicio en grupo. Habla con tus amigos y compañeros de trabajo. "¿Quién más quiere salir a hacer ejercicio?"

Si te preguntas cómo motivarte para hacer ejercicio, piensa que hay mucha gente con el mismo problema que tú. Y nada como un objetivo común para hacer amigos.

Así que busca alguien con quien correr en el parque. Así, los días que te sientas decaído, ellos te empujarán. Y viceversa. Ganar-ganar.

En caso de que no encuentres amigos porque eres nuevo en la ciudad, escucha música mientras haces ejercicio. SERÁ COMO UN VÍDEO DE MOTIVACIÓN. Pero con los beneficios del deporte.

Correrás mas inspirado con tus canciones favoritas. Cuando tuve que mudarme a una nueva ciudad hace unos años y no conocía a nadie me ayudó mucho. Fue mi truco personal de motivación para el gimnasio.


NOTA: Por supuesto, no olvides comer alimentos saludables. Evita los alimentos procesados y con alto contenido de azúcar. Tu cerebro no necesita ese subidón. Para conseguirlo prueba durante tres días seguidos no comer cualquier cosa que tenga azúcar. No sólo verás que es posible, sino que te sentirás con más energía.


Así que, ¿cómo conseguir motivación para hacer ejercicio? Sencillo: 

  1. Ponte la ropa y empieza.
  2. Lleva un diario.
  3. Encuentra un grupo de personas que también quieran hacer ejercicio.


2. Cómo motivarte para perder peso (la "solución minimalista")

¿Cómo motivarte para perder peso?

Primero establece un POR QUÉ. Esto lo hará mucho más fácil.

La mayoría de las personas comen en exceso, no porque les falte fuerza de voluntad, ¡sino porque no tienen un objetivo claro! Y cuando toca dejar de comer se autos sabotean.

Entonces, ¿cómo perder peso... sin costosas e inútiles sesiones clínicas?

Sencillamente yendo PASO-A-PASO. Es increíblemente fácil. Y barato. Éstas la clave:

Deja siempre algo de comida en el plato.

El secreto para perder peso es simplemente comer siempre un poco menos. 

Puede sonar ridículo dejar una patata frita. Pero no sentirás la ansiedad de comer más. Lo superarás porque sólo es una patata frita.

Y una semana después serán dos...

Luego serán tres...

Entonces un día comerás media manzana...

Luego añadirás un poco de otro alimento saludable....

Siempre PASO-A-PASO.

Es la mejor manera de lograr la autodisciplina: en pequeños pasos.

No te compares con los grandes planes de los demás. Ellos se rendirán así, créeme.


¿Por qué las dietas no funcionan?

La mayoría confía en el momento en el que se sientan motivados para adelgazar. Es la razón por la que las dietas no funcionan. Creen que llegará un momento en que no comerán y lo harán a gusto.

Pero no.

Porque la motivación desaparecerá tras la dieta y volverán a comer las mismas cantidades, si no más. La multimillonaria industria del fitness lo sabe muy bien.

Las personas con sobrepeso esperar la motivación. Esperar a la motivación para darse de alta en el gimnasio.

Pero tras los días de motivación y sus planes de Año Nuevo, lo dejarán. Siempre.



Por eso concéntrate cada día en pequeños objetivos que formen parte de un objetivo mayor. La clave es que sean objetivos alcanzables. No necesitas un plan, sólo un pequeño pinchazo de hambre cada día.

Tan fácil como eso. Sin planes. Sin grandes movimientos. Sin caros tratamientos.

Así incluso puedes tener la cocina llena de comida deliciosa y resistirte.

Este es el secreto para conseguir motivación para perder peso. Y verás resultados rápidos. Verás que es posible.

Conviértelo en UN JUEGO. Deja siempre un poco más en tu plato. Y luego intenta batir tu propio récord. Divirtiéndote y viendo los resultados aumentará tu felicidad

Combínalo también con tu gran POR QUÉ. Así tendrás un método perfecto para adelgazar sin necesidad de dietas y caros entrenadores. La clave es hacer cada día un poco.

¿Cómo motivarte para perder peso?

Poco a poco.

Y cuando te mires al espejo...


2. Cómo motivarte de por vida

Usa la misma estrategia de antes.

Ve paso a paso.

No intentes grandes cambios de golpe.

Existen muchos vídeos de motivación. También toneladas de canciones motivacionales...

Vale, aprovéchalos…

Pero también hay muchos gurús hablando de motivación que lo que quieren es inyectarte una droga psicológica donde sientas un subidón instantáneo… ¡para volverse adicto a esa sensación!

Así volverás a ellos y les comprarás un producto más caro.

Pero luego, de vuelta a casa, frente al trabajo, volverás a sentirte desmotivado. Entonces volverás a gastar más dinero para recibir tu dosis de “motivación.”

De motivación, ¡no de resultados!

Así que haz el camino inverso.


Obtén resultados sin ayuda. Y para ello persigue cada día un pequeño objetivo. Tu arma serán pequeños trozos de tiempo de concentración. Todos los días.

 

Poco a poco pero seguro.

No imaginas dónde estarás dentro de unos meses si cada día haces un pequeño movimiento hacia tu gran objetivo.

Porque no necesitas grandes movimientos para alcanzar tu sueño. Sólo perseverancia. Así que evita las grandes estrategias que veas. No funcionan.

Si te preguntas cómo motivarte para ser feliz, la única manera será con pequeños esfuerzos acumulados. En otras palabras: NO RINDIÉNDOTE.

No hay nada brillante en esta estrategia. Simplemente trabaja cada día un poco en tu gran proyecto y progresarás mucho. Lo importante es empezar.

Y así eliminarás la ansiedad

Y muchos días continuarás y darás grandes pasos. ¡Llegarán grandes momentos!

Pero nunca abandones el minipaso diario.

La inspiración suena fantástica. La ambiciosa rutina matutina en la que lograrás un montón de cosas suena genial. Pero la vida tiene altibajos. Y en un bajón puedes abandonar tu gran plan. Así que mejor acostumbrarte a hacer menos pero con continuidad.

Yo he escrito libros completos con este método, créeme.

Así que a partir de ahora céntrate en los pequeños pasos, no en los grandes. Trabaja todos los días en tu GRAN PROYECTO, aunque sólo sea unos minutos. Por eso divide tu gran objetivo en otros ridículamente pequeños, como viste anteriormente para hacer ejercicio y perder peso.

También prepárate para que el mundo te ataque con interrupciones y tentaciones. Sin embargo, seguirás siendo disciplinado. Como persigues un pequeño objetivo no será un problema.

Piensa también que la mayoría de tus días serán grises, pero si eres inteligente y cumples cada día gris un pequeño subobjetivo, el día se volverá brillante. Y por supuesto, a medio plazo pasarán cosas muy buenas.

Y un último consejo para conseguir tu motivación de por vida...

Puede que seas una persona de mañana (como la mayoría). Así que céntrate en tu objetivo clave por la mañana. Escoge tus horas de concentración para trabajar temprano y concéntrate exclusivamente en tu proyecto principal.

¡Haz esto todos los días reloj en mano! Así conseguirás cosas increíbles.

Pero...

Nunca esperes al momento del héroe.

 

La clave es dar pequeños pasos para construir algo grande. Y tu arma para conseguir grandes proyectos Sean 2 horas de concentración cada mañana para tu proyecto más importante a LARGO PLAZO. El que te dará más dinero en el futuro.


Utiliza tu motivación cuando estés motivado, por supuesto. Serías tonto si lo hicieras. Pero tu estrategia básica serán los pequeños pasos. Todos los días.

Piensa en tu pasado, ¿cuántos proyectos postergaste porque siempre pensabas en "algún día cuando esté motivado haré esto y aquello...?"

Pero esto cambiará ahora con tu mentalidad de paso a paso.

Así que recuerda, la clave para sentirte eufórico en tu vida es dividir tus grandes objetivos en pequeños.

Así lograrás cualquier cosa.



PARTE 2:

LAS TRAMPAS QUE EVITARÁS PARA MOTIVARTE

 

4. La motivación para trabajar es una trampa 

La mayoría de gente piensa en la inspiración divina cuando piensan en motivarse para trabajar o adquirir una habilidad.

Siempre esperan a -¡qué bonita palabra!- la inspiración.

Pero así fracasarán.

Porque siempre tendrán algún problema que resolver. Siempre un divorcio reciente. La motivación no es sólida.

El problema de la motivación es que no aparece cuando tú quieres. piensas que estarás motivado en el futuro. "¡Ya llegarán mejores tiempos!"

Pero no estarás siempre motivado.

Y hay otra cosa que tienes que saber. Cuidado con hacer tus grandes planes los momentos en que estés inspirado.

Porque en esos momentos también dirás "¿Por qué no metas gigantescas en lugar de grandes metas?"

Y la caída será mucho más dura.

No me malinterpretes. Necesitas objetivos. Pero al mismo tiempo ten en cuenta que la motivación va y viene. Lo siento, pero no siempre estarás siempre motivado. Obsérvate. Hay momentos en los que te sientes motivado pero luego, ese mismo día, tendrás un momento más bajo. Así funcionamos.

Así que tienes que acostumbrarte a trabajar con un perfil bajo.

La clave es darte cuenta de que la motivación va y viene. Siempre habrá momentos buenos y malos... ¡Tu estado de ánimo fluctúa incluso en una misma hora! Obsérvate hoy. ¿Tuviste un momento brillante después del desayuno y luego te enfadaste en el trabajo?

Y luego arriba otra vez.

Y luego abajo tras un correo electrónico.

Y luego arriba tras una pausa para el café.

Así que, ¿cómo se terminan los grandes proyectos que sólo parecen posibles durante un subidón?

Esto es lo que tienes que hacer...

Piensa que, después de planificar tu gran futuro después de una gran idea, llegará el Lunes. Serán las 6 de la mañana y no estarás motivado. ¿Te suena?

Y ahora proponte seguir aunque no estés inspirado. Esa es la manera de conseguir grandes cosas.

La vida real no es como en las películas. El héroe no ganará la batalla en un golpe de efecto. La motivación no llegará sin más. No. La motivación vendrá y desaparecerá. Así que sé más inteligente y no esperes un momento épico para hacer grandes cosas. Es lo que hace la mayoría. ¿Y dónde está la mayoría ?

La vida es un MARATÓN. No un sprint.

Que sepas, que no vas a estar siempre a tope. Acepta que tus niveles de fuerza de voluntad subirán y bajarán. Y también estarán las redes sociales, las noticias y los amigos, que te interrumpirán continuamente. Harán todo lo posible para que no te centres en tu gran proyecto.

Acepta que te atacarán a cualquier hora del día:

   •  Los restaurantes de comida rápida difundirán el olor de los croissants para romper tu dieta...

  •   Las tiendas que están permanentemente rediseñadas para que compres impulsivamente...

Todo está diseñado para debilitar tu autocontrol.

Pero simplemente repítete a ti mismo: "Seré autodisciplinado." Y al mismo tiempo, estate alerta porque la tentación te atacara en el momento menos esperado.

Así que el primer paso es aceptar que tu entorno está diseñado para que seas improductivo. Por eso nunca hagas de la motivación tu religión. Es una estrategia absurda. Un día llegará un gran momento, ¡qué bien! Pero no esperes un momento perfecto, porque el momento perfecto nunca llegara.


Tu arma contra los altibajos es la misma que la estrategia de motivación para entrenar y perder peso: dividir tu proyecto en pequeñas metas fáciles de cumplir.


Si quieres ser productivo y terminar los proyectos necesitas subdividirlo todo en pequeños pasos. Submetas alcanzables que formen parte de objetivos mayores.

  • Por ejemplo, aísla cada día dos horas para tu gran proyecto.
  • Aísla cada día una hora para vender más.
  • Aísla 30 minutos diarios para hacer ejercicio.

Pequeñas metas alcanzables. Ésas la clave.

Pero nunca confíes en la motivación.

Nunca dejarás de ver la televisión de una vez. Nunca te harás rico terminando en un día un gran proyecto. Y cuando empieces a hacer ejercicio no te convertirás en un atleta de élite. Si quieres superar la adversidad de siempre paso a paso.

Pero la buena noticia es, que en pequeños trozos nunca te rendirás. Y así llegarás muy lejos.


5. Todo está preparado para jubilarte dependiendo de los demás

Esto es duro. Pero debes saber algo sobre tu futuro que afectará a tu motivación a largo plazo.

¿Sabes por qué fracasaste en muchos proyectos?

Porque el mundo está diseñado para que te jubiles dependiendo de los demás.

A pesar de las bonitas historias en los medios de comunicación, la vida real es distinta. Y lo primero que tienes que saber es que el mundo está preparado para que fracases.

Porque...

… hay muchas tentaciones que intentarán seducirte para que no hagas nada.

Hay muchos "tómate un descanso" y "te mereces más tiempo libre" para que produzcas menos.


Los anuncios de televisión están diseñados para que produzcas poco. Todo para que no pienses, comprar su producto, y trabajes para otros.

 

Pero así no tendrás suficiente dinero cuando te jubiles.

Por no hablar de que seguirás trabajando para otros. Aunque tengan menos talento que tú.

Así que si produces poco acabarás siendo un esclavo del estado y tu círculo social. ¿Es esto lo que realmente quieres?


Es mejor reconocer esta trampa ahora. Porque hay partidos políticos, sindicatos, e incluso amigos, que dirán que te mereces esto y lo otro a cambio de nada. Pero lo único que quieren es que no seas productivo. Para que no seas mejor que ellos.


Te dije que iba a ser duro...

La raíz de todo es la envidia. Llámame pesimista, pero es mejor que sepas la verdad.

Muchos no quieren que ganes más y vivas mejor. Incluso la industria multimillonaria de la publicidad te cuenta cuentos de hadas de lo estupenda que será tu vida si compras su producto. Y la industria del cine muestra como perdedores se convierten en ganadores por suerte. No tiene sentido. ¡Pero es porque esa industria necesita a los perdedores! Son los que ven sus películas

No tengo nada contra la publicidad y el cine. Pero ten cuidado con lo que ves. La mayoría de veces se trata de publicidad escondida en forma de últimas noticias que te mantendrán enganchado a la televisión día tras día. Para que pienses que el gobierno te salvará.

Pero el gobierno no te salvará. Así que sé inteligente y pregúntate: ¿Por qué sigo esto? ¡Si son siempre las mismas noticias!

El éxito es predecible: no tendrás una situación mejor si no produces más. Si no produces más serás un esclavo. Esclavo de tu jefe, de tu empresa y tu círculo social. Simplemente seguirás lo que hacen los demás. Y sin dinero.

Así que primero entiende que el mundo se prepara para que fracases. Puedes tener éxito, por supuesto, pero solo cuando conozcas esta trampa.


6. Tu lista de trucos para pensar como Einstein

Muchos quieren tener una mente poderosa. Quieren saber más para estar motivados.

Pero no saben cómo. Aquí está la solución...

(VIDEO YT)

Necesitas dos cosas.

Nunca se trata de UNA cosa. Siempre son 2 fuerzas:


FUERZA NR.1:

Seguro que lo has oído mil veces. La primera clave es salir de tu zona de confort.

Y sí, necesitas estar incómodo para producir más y ser disciplinado. Para conseguir grandes objetivos tienes que trabajar duro durante un periodo.

Y es posible.

Como he dicho, nada nuevo.

Pero ahora algo que el 95% de la gente olvida.


FUERZA NR.2:

El segundo ingrediente se pasa por alto: necesitas pensar en soledad.

Tienes que pensar por ti mismo. ¡Más! Parece obvio, pero la gran mayoría no piensa.

Muchos incluso trabajan duro y tienen buena ética. Pero no van a ninguna parte porque no planifican.

Así que pierden toneladas de oportunidades para hacer las cosas más rápido.

Hay una tendencia -especialmente en Occidente- a pensar siempre en términos de UNA gran cosa. La gran solución. El secreto...

Pero no. La vida es siempre un equilibrio entre dos fuerzas.

Y lo mismo con el éxito. Así que cuando podrás hablar de grandes estrategias como centrarte en una cosa sólo, ahorrar tiempo aquí y allá, o fiarte de esa solución, algo falta.

Porque siempre se necesitan dos cosas opuestas para tener éxito. Actuar es una de ellas. Si actúas llegarás muy lejos.

Pero podrías llegar mucho más lejos.

Y para eso debes practicar la segunda habilidad, la gran ignorada:


PENSAR EN SOLEDAD


¿Y cómo motivarte para pensar en soledad? Es fácil.

Simplemente siéntate solo en una silla y no hagas NADA.

Las ideas aparecerán.

La mayoría no puede estar sola pensando 30 minutos sentada en una silla o tumbada en la cama. Simplemente no pueden. Su mente se pierde en pensamientos. O sienten que están perdiendo el tiempo...

Pero pensar y planificar más es la clave. Primero porque pensar más te dará paz mental. Y segundo, porque perderás demasiado tiempo en el futuro si no piensas lo suficiente. Trabajarás demasiado para pocos resultados.

Confucio lo dijo hace miles de años: "El hombre que no piensa, encontrará problemas." Por eso la clave del éxito es pensar más. La cultura milenaria china lo sabe bien. Siempre es un equilibrio, el Yin y el Yang.

Actuar y pensar en este caso.

Pero estamos demasiado centrados en actuar. Incluso la gente trabajadora trabaja demasiado y piensa poco. Porque piensa que si actúa merecemos un premio.

Pero no te engañes.

Si pensaras más te ahorrarías mucho trabajo innecesario. Y también evitarías muchos errores costosos.


Y la vida rápida en que vivimos está preparada para que produzcas poco. Todo está diseñado para que no pienses y trabajes para otros.

 

Así que construye tu nueva mente motivada de manera Yin y Yang. No te dejes seducir por la última técnica de productividad. Solo necesitas planificar tu productividad actual.

La vida es un equilibrio. Nos guste o no, no se trata de una única y gran solución.


Por eso no te pierdas el factor apalancamiento del pensamiento, porque sin pensar trabajarás 10 veces más.


¿Qué prefieres?

La mayoría de libros, buenos libros por cierto, hablan de cómo producir más. Pero no hablan de cómo pensar más...

Sin embargo, las pocas personas que practican el pensamiento, las que se aíslan tiempo cada día para pensar 60 minutos, saben que una hora de pensar un equivale a 10 horas de trabajo.

Ahí tienes la prueba.

¿Crees que la relación 1 a 10 es demasiado? (No lo es). Pero solamente una relación 1 a 3 ya sería un chollo. Una hora de pensamiento te ahorrará 3 de trabajo. Es casi la mitad de tu jornada laboral. Y muchas veces te ahorrará 5 o 6 horas. Así que siempre saldrás ganando. Pensar es la mejor inversión que puedes hacer.

Así que a partir de ahora, ¡añade tiempo para pensar a tu horario!

No sé a qué te dedicas...

No sé si eres escritor, arquitecto o conduces ambulancias...

No sé si trabajas por la mañana o te sientes mejor por la tarde...

No sé si trabajas desde un escritorio...

O viajas como vendedor...

Pero en cualquier caso, y remarco cualquierpensar te ahorrará muchas horas. A la larga, serán días, meses, y años de duro trabajo.

Sé que tienes mucho que hacer ahora.

Sé que tienes que llevar tu coche a reparar...

Tienes que leer memorandos...

Tienes que hacer ejercicio...

Tienes que llevar a los niños al colegio...

Tienes que comer...

Tienes que asistir a reuniones...

¡No tienes tiempo para pensar y planificar!

Pero tienes que aislar una hora diaria para pensar.

Créeme, después de esto no tendrás que llevar el coche a reparar, ni leer memorandos, ni siquiera ir a reuniones. Porque planificarás para eliminar obstáculos. (Como las reuniones).

Y mejor, te centrarás en tu proyecto importante. Lo sé por experiencia. Una hora diaria de tiempo te ahorrará más de 10 horas de trabajo.

Puedes ser un maestro del trabajo concentrado. Pero incluso entonces, especialmente entonces, añade tiempo para pensar a tu programación.

O insértalo en sus horas de trabajo concentrado.

Y recuerda: ¿cómo motivarse para pensar en soledad?

Simplemente sentándote en una silla. O tumbado en el suelo mirando al infinito. Aunque la gente te miré como si estuvieras loco.

Pero haz esto y programarás tu mente subconsciente. Y trabajará GRATIS para ti. Sin saberlo darás los movimientos precisos y tomarás las decisiones exactas que acelerarán tu éxito.

No es relajación. No es meditación. Ambas son buenas, pero necesitas tiempo para pensar activamente. Es tu mejor inversión. Tienes que apartar tiempo para pensar. Tu vida está en juego.

Por ejemplo tus primeros minutos para pensar hoy serán planificando con tu calendario cómo puedes añadir 30 minutos a 1 hora de pensamiento diario. Pensando en cómo pensar.

Y luego busca ampliarlo a 1 hora.

Y cuando planifiques, piensa a tan largo plazo como puedas. Planificar tus movimientos para el día siguiente está bien...

Pero planear tus movimientos para una semana es mejor...

Y para un mes mucho mejor...

Pero inténtalo a un año...

Y luego inténtalo a 10 años...

Y luego 30 años...

Y luego planifica a 200 años vista. Aunque ya no vivas. ¿Qué legado dejarás? ¿Y cómo deberían continuar otros tu legado?

Es lo que hizo Konosuke Matsushita, el fundador de Panasonic. Y gracias a su planificación construyó una corporación que hoy sigue creciendo tras su muerte.


Así que piensa en términos de Yin y Yang. Siempre se necesitan dos contrapartes. El Yin para la productividad. Y el Yang para el pensamiento. Acción + sentarse en calma.

Afronta siempre la incomodidad de la acción, pero también planifica más. Si combinas estas dos cosas lo que puedes conseguir con tu MOTIVACIÓN y tus resultados será ilimitado.

Descansa en la razón y muévete en la pasión, como dijo el poeta.

Así que hazte un favor y hoy mismo aísla tiempo para pensar. Aunque sentarte en una silla como si no estuvieras haciendo nada parezca una locura.

Porque estás haciendo mucho. Es construyendo tu futuro con los datos de tu pasado. ¡Esto te dará tremendos resultados! Esto impulsará tu vida.



PARTE 3:

3 TRUCOS DE MOTIVACIÓN PARA POTENCIAR TUS RESULTADOS

7. Cómo motivarte con buenos hábitos

Si quieres tener éxito, necesitas buenos hábitos. O mejor dicho, si quieres tener éxito necesitas un sueño...

Pero la materia prima de tu sueño son los hábitos.

Y para eso sé inteligente, no te centres sólo en uno o dos buenos hábitos. Construye una FORTALEZA DE HÁBITOS.

Necesitas tantos buenos hábitos como puedas. (El video está en inglés).

Lo sé, parece una mala noticia.

¿Pensabas que un buen hábito era suficiente? Necesitas una colección de hábitos. Tendemos a pensar que es siempre UNA cosa. Sin embargo, sé más inteligente y céntrate en varios hábitos. Si no, un mal hábito saboteará lo demás.

Si no, echa un vistazo a la gente famosa o rica. Verás muchas cosas que les faltan. No son tan felices como crees. "¡Es rico pero tiene muy salud!" habrás oído muchas veces.

Pero, ¿para qué ser rico si puedes morir de un ataque al corazón? ¿Para qué quieres ser rico si odias tu trabajo?

Otros, incluso mundialmente famosos, necesitan las drogas para alcanzar una altura mental. Sus hábitos los están matando, a pesar del dinero y la fama. Por tanto no se trata de tener una buena carrera, dinero o contactos, si no de construir una fortaleza de hábitos.

Un buen ejemplo es la historia del escritor francés Balzac. Fue uno de los mejores escritores de la historia. Escribió 95 novelas y dejó 48 sin terminar. Formaron parte de su obra maestra "La Comedia Humana.”

Pero luego Balzac murió a los 51 años. ¿Por qué?

Porque bebía 50 tazas de café al día. Así que Balzac tenía buenos hábitos productivos, seguía su pasión, también dominaba la gestión del tiempo, pero un mal hábito le mató: beber demasiado café para inspirarse.

Por eso tienes que construir una FORTALEZA de HÁBITOS. Para no depender de tu punto más débil.

Así que, si quieres alcanzar tus objetivos y vivir lo suficiente para ser feliz, construye una fortaleza. Piénsalo, quizás ahora tu objetivo a corto plazo sea tener más seguidores en Instagram, terminar más proyectos, dejar de perder tiempo en interrupciones…

En cualquier caso, ¡necesitas más y mejores hábitos!

Esa es la mala noticia: necesitas mejores hábitos.

Pero ahora las buenas noticias:

La buena noticia es que sólo necesitas construir un gran hábito, porque a partir de ahí vendrá el resto. Construirás una fortaleza en un tiempo récord.

Por ejemplo, si eliminas el azúcar del café, tendrás un buen hábito, pero no uno grande. No construirás nuevos buenos hábitos.

¿Pero por ejemplo el hábito de ir a nadar 3 veces por semana? Será un gran hábito. Tendrás que hacer mucho ejercicio.

Y reorganizar tu horario...

Y planificarás mejor para tener más tiempo para ir a nadar...

Y tendrás que ser más disciplinado y no abandonar...

¡Así que gracias a este hábito crearás nuevos hábitos!

¡Lo necesitarás! Comerás más verduras y menos hamburguesas.

Y entonces te sentirás mejor...

Y si te sientes mejor, serás más feliz...

Y si eres más feliz tendrás mejores relaciones...

Y si tienes mejores relaciones tendrás más contactos...

Y así sucesivamente...

Y por supuesto: también eliminar el azúcar del café será fácil.

Así que empieza simplemente con un gran buen hábito.

Mañana mismo encuentra un gran hábito, como ir a nadar, y después de esto construirás una fortaleza de hábitos Para lograr lo que quieras. A partir de ahí podrás escalar el Monte Everest, dejar de fumar, vivir 100 años o escuchar 30 audiolibros al mes.

Así que toma un gran hábito, practícalo durante un mes y construirás tu FORTALEZA de hábitos a partir de ahí.


8. Mira a largo plazo como el mejor estratega del mundo

Creemos que los genios estaban muy motivados.

Crearon grandes obras super inspirados...

¿Cómo sería motivarte como Leonardo da Vinci?

¡Menudo genio Leonardo da Vinci! ¡Siempre consiguiendo obras maestras!

Sin fracasos.

Sin dudas.


Pero Leonardo Da Vinci casi nunca estaba motivado. Los genios sabían que la motivación no era fiable. La inspiración no fue su la clave. 


Su clave fue continuar a pesar de la adversidad.

Así que haz como los genios. Espera momentos bajos. Incluso en tus mejores días. Vive con ello. No es nada malo.

Aceptas también que tendrás tentaciones: "Quiero hacer una pausa..."

Continúa. La autodisciplina es tu mejor amigo.

Porque recuerda, simplemente dividiendo los grandes objetivos en pequeños, multiplicarás tu productividad.


Pero nunca esperes a la motivación. Piensa mejor a largo plazo.


Desgraciadamente estamos programados para pensar a corto plazo. Viene de hace unos 50.000 años, cuando teníamos que cazar para sobrevivir. La única preocupación entonces era comer. A corto plazo. No podíamos esperar a más tarde.

Así que, durante miles de años todo fue a corto plazo. También teníamos que disfrutar del momento porque en cualquier momento una fiera nos podía matar. Y no había neveras para guardar comida. Y, por supuesto, no había planes de jubilación.

Pero las cosas han cambiado.

Hoy son los planificadores los que triunfan. Así que mejor piensa a largo plazo. Al principio será difícil sentarse a pensar. Siempre habrá alguna urgencia por resolver... Pero sigue pensando y planificando. Evita la tentación de hacer otra cosa.

Verás un montón de resultados en cuanto inviertas 30 minutos diarios en planificar. Y te ahorrarás toneladas de horas haciendo tareas innecesarias.

Así que mi a largo plazo. Y para ello siéntate y piensa. para sentarte y pensar. Y no pienses a una semana vista. Ni a un mes. Ni a un año. Piensa a 10 años vista.

Y a 20 años todavía mejor.

Piensa a largo plazo, como los genios.


9. Cómo tener un poder infinito

La gente malinterpreta la autodisciplina. Cuando piensan en la autodisciplina, ven a un sargento gritando. La palabra autodisciplina tiene malas connotaciones.

Pero si quieres saber cómo motivarte para siempre aquí está la respuesta:


La autodisciplina es el mejor hábito para motivarte.

 

Con la autodisciplina no sólo te sentirás bien tras el trabajo duro, sino también al momento. Entras en el trance de encontrarte a ti mismo. Y luego ves que puedes conseguirlo. No tiene precio. La verdadera motivación.

A veces los resultados llegan más tarde, quizás en unos días, pero la autodisciplina merece la pena. Los resultados de trabajar más concentrado o de acabar con un poco de hambre después de las comidas llegarán en dos días, cuando empieces a sentirte bien.

En algunos proyectos, los resultados también pueden retrasarse. Pero merecerá la pena la espera.

Aunque en la mayoría de casos verás los resultados inmediatamente. Por ejemplo, después de trabajar en tu proyecto más importante, te sentirás con más autoconfianza

Y después de comer menos tu cerebro funcionará más rápido al momento.

Así que a partir de ahora abraza las situaciones difíciles.

Abraza la disciplina...

Abraza el trabajo duro...

Abraza la negociación difícil...

Abraza a tener un poco de hambre...

Abraza el silencio que viene después de decir la dura verdad a alguien...

Así verás que cada vez es más fácil. Porque la autodisciplina es tu mejor amiga. Cuando te preguntes cómo motivarte, la autodisciplina es perfecta.


10. UN ÚLTIMO CONSEJO: El zen de la lectura

Por último, un consejo muy breve sobre cómo motivarte.

Funciona Siempre y ser agradable.

Quizás algo que no esperabas.

LEER.

Leer no sólo te servirá en tu carrera y vida personal. El echo de leer será sencillamente placentero.

No puedo entender a la gente que dice "no me gusta leer.” Si leyeran serían más felices. Sin dudas.


Un trabajador medio lee una media de menos de un libro al año y trabaja una media de 37,5 horas a la semana.

Pero gana 319 veces menos dinero que un director general... ¡que lee más de 60 libros al año!


La lectura es fundamental para llegar lejos. Sin embargo, la gente frustrada se queja de no tener tiempo para leer. Pero con una pasión en mente, buscará información con tanta desesperación que encontrará el tiempo.

Quizá no quieras ser director general, pero leer impulsará cualquier carrera que elijas.

¡Haz números! No sólo no ganarás mucho, mucho más, también serás más feliz.

Las historias que lees, los consejos que ganas... Son lo mejor para motivarte.



CONCLUSIÓN

Ahí lo tienes, 10 claves para motivarte. Muchas de ellos no las esperabas. Pero quizás sólo una de ellos te cambie la vida por completo.

Estas son las claves que descubriste:

1. Cómo motivarte para hacer ejercicio.

2. El consejo para motivarte a perder peso.

3. El consejo para motivarte para siempre.

4. Saber que la motivación para trabajar (como todo el mundo la entiende) es una trampa.

5. Saber que todo está preparado para que te jubiles dependiendo de los demás.

6. Cómo se “motivan” los genios.

7. Cómo motivarte con buenos hábitos.

8. Cómo ver a largo plazo como si fueras el mejor estratega.

9. El poder de la autodisciplina para motivarte.

10. El zen de la lectura.

Ya sea leer, o pensar más... cualquiera de estas técnicas cambiará tu vida. ¿Cuál eliges?

En cualquier caso, nunca olvides esto: paso a paso conseguirás cualquier cosa.

Déjame un comentario sobre el método que más te guste.

¡Gracias!

Publicaciones Similares